Exposición

Amadís de Gaula y el nacimiento de los libros de caballerías es una exposición con la que se cierra las celebraciones del V Centenario de la novela, publicada en 1508. Se trata de una muestra expuesta en la Biblioteca de Castilla-La Mancha, en Toledo, desde el 17 de enero, y que estará abierta al público hasta el 14 de marzo. La organiza y produce la Junta de Comunidades de Castilla-la Mancha y la Sociedad Don Quijote de Conmemoraciones Culturales. Colaboran la Biblioteca de Castilla-la Mancha y la Asociación de profesores de español de Castilla-la Mancha.
La exposición reúne 38 obras, entre las que se pueden contramplar impresos del siglo XVI, incunables, una segunda edición de El Quijote de 1605 y varias piezas de cerámica. Las obras pertenecen a los fondos de la propia Biblioteca de Castilla-La Mancha y a la biblioteca personal de Javier Krahe y son libros que no habían sido expuestos con anterioridad al público. Algunos de ellos son ejemplares únicos y desconocidos. La exposición pretende servir para conocer mejor la historia de estos auténticos best sellers de la época del Renacimiento.

Los Íberos. Imágenes de una sociedad es una exposición itinerante organizada por la Junta de Comunidades y patrocinada por Caja Castilla-La Mancha, que exhibirá una magnífica selección de piezas halladas en yacimientos de época íbera de la provincia de Albacete. La exposición está compuesta una treintena de piezas de distinta naturaleza, seleccionadas entre lo mejor de los fondos del Museo de Albacete, y provenientes de distintos yacimientos: Cerro de los Santos, Pozo Moro, Los Villares en Hoya Gonzalo o el Tolmo de Minateda. Destacan, sobre todo, las esculturas y los restos funerarios, lo que denotan la importancia que daba esta civilización a los ritos religiosos relacionados con el más allá.

La intención de la exposición es, por un lado, acercar al visitante la cultura ibérica y ayudarle a profundizar en el conocimiento de su vida cotidiana, sus influencias culturales, su mitología y creencias religiosas, y sus costumbres funerarias. Por otro lado, pretende difundir la riqueza de los yacimientos arqueológicos manchegos y el respeto por el patrimonio histórico y artístico de Castilla-La Mancha.

La primera sede de la exposición será el Museo de la Merced de Ciudad Real, del 18 de septiembre al 30 de noviembre; del 11 de diciembre al 25 de enero la exposición podrá visitarse en el Palacio del Infantado de Guadalajara; por último, la exposición recalará en Talavera de la Reina, en el Centro Cultural San Prudencio, desde el 29 de enero hasta el 25 de marzo. Se ofrecerán visitas guiadas por profesionales a grupos de escolares, asociaciones y grupos de mayores.

En este blog traspasamos el ámbito de la Mancha. A finales del XVI y principios del XVII, la tierra de don Quijote era el Reino de Toledo, una parte de la Corona de Castilla, específicamente de Castilla la Nueva. Aunque no tenía dimensión institucional, ni realidad jurídica, el Reino de Toledo aparecía en los mapas y en los títulos de los reyes, y se extendía por lo que hoy son las provincias de Toledo y Ciudad Real, la Mancha albaceteña y conquense y parte de Madrid y Guadalajara. Es por eso por lo que nos vamos a dar la licencia, si es menester, de escribir sobre asuntos que transciendan las fronteras manchegas.
Archivo
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInShare on Tumblr